Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Barroco

Imatge d'alta resolució de Javier Naval


Fitxa de espectacle

Barroco

Duració: 1h. 40'


Documents per a descarrega


Documents per a consultar en la sala

  • DT/1846 Barroco
  • V2187 Promo Barroco
  • 114/5 Programa de mà
  • V2220 Barroco
  • V2266 DVD Programa La Nau 71: Mi hijo y yo, Contratemps, Parsifal, [...]

Fitxa tècnica

Autor: Lukic, Darko, Pandur, Tomaz
Direcció: Pandur, Tomaz
Coreografia: Duato, Nacho
Traducció: García Meseguer, Álvaro
Intèrpret: Etxeandía, Asier, León, Chema, Portillo, Blanca
Il·luminació: Gómez Cornejo, Juan
Espai escènic: Numen
Vestuari: Atlagic, Angelina
Realització d'espai escènic: Odeón Decorados
Realització de vestuari: Sastrería Cornejo
Fotografia: Naval, Javier
Assistent de direcció: Pandur, Livia
Ajudant de producció: Calot, Alicia
Perruqueria: González, Romana
Maquillatge: González, Romana
Disseny: Naval, Javier
Dramatúrgia: Pandur, Livia
Música: Silence
Producció executiva: Womutt, Guillermo


Més dades


Un salón antes de la Revolución Francesa. La historia completa del mundo occidental en un refugio, la víspera del cataclismo del gran cambio. Fuera, el mundo se va cuarteando por las costuras que lo mantenían unido a lo largo de milenios; dentro, la seda se va agrietando a golpes de miedo y de belleza.
Muy pronto nada volverá a ser lo mismo. El exterior y el interior se transformarán definitivamente en dos universos remotos, en tanto que la existencia humana se tornará en un viaje eterno en busca de un punto de encuentro. Pero en este particular momento, el exterior y el interior son, todavía, durante un
breve periodo, uno y el mismo universo. Los tocadores de señoras y las ciudades hablan lenguajes mutuamente comprensibles. El mundo y el hogar son, aún, uno y el mismo lugar.
Muy pronto, la gente ya no será capaz de comunicarse con un mundo fuera del suyo propio y buscarán continuamente una posibilidad de coexistir, de aprender el lenguaje de la comunicación. La belleza quedará apresada en el espejo, incapaz de salir de él.
Una mentira atrevida ya nunca volverá a ser más sincera que la verdad. El salón/refugio tiembla ante el fragor del cambio que se aproxima. El miedo, el amor, la esperanza y la desesperación van a convertirse en un juego sin ganadores. El juego se ganará a sí mismo.
Las amistades peligrosas son el primer paso de un viaje a través de ese cambio. Las relaciones peligrosas de filosofía en un tocador de señoras convierten el ménage a trois en un cuarteto. Lo que se necesita es revisitar y ver con ojos nuevos todos esos viejos lugares que nos fueron tan familiares antaño. Mientras aguardamos a que todo esto suceda, el desesperado esfuerzo para preservar el mundo familiar que siempre hemos conocido se convierte en un juego elegante y sangriento de belleza y crueldad.

Tomaz Pandur. Director de Barroco


Un saló abans de la Revolució Francesa. La història completa del món occidental en un refugi, la vespra del cataclisme del gran canvi. Fora, el món es va quarterant per les costures que ho mantenien unit al llarg de mil·lennis; dins, la seda es va clevillant a colps de por i de bellesa.
Molt prompte res tornarà a ser el mateix. L'exterior i l'interior es transformaran definitivament en dos universos remots, en tant que l'existència humana es tornarà en un viatge etern a la cerca d'un punt de trobada. Però en este particular moment, l'exterior i l'interior són, encara, durant un breu període, un i el mateix univers. Els tocadors de senyores i les ciutats parlen llenguatges mútuament comprensibles. El món i la llar són, encara, un i el mateix lloc.
Molt prompte, la gent ja no serà capaç de comunicar-se amb un món fora del seu propi i buscaran contínuament una possibilitat de coexistir, d'aprendre el llenguatge de la comunicació. La bellesa quedarà capturada en l'espill, incapaç d'eixir d'ell.
Una mentida atrevida ja mai tornarà a ser més sincera que la veritat. El saló/refugi tremola davant del fragor del canvi que s'aproxima. La por, l'amor, l'esperança i la desesperació van a convertir-se en un joc sense guanyadors. El joc es guanyarà a si mateix.
Les amistats perilloses són el primer pas d'un viatge a través d'eixe canvi. Les relacions perilloses de filosofia en un tocador de senyores convertixen el ménage a trois en un quartet. El que es necessita és revisitar i veure amb ulls nous tots eixos vells llocs que nos van ser tan familiars antany. Mentres esperem que tot açò succeïsca, el desesperat esforç per a preservar el món familiar que sempre hem conegut es convertix en un joc elegant i sagnant de bellesa i crueltat.

Tomaz Pandur. Director de Barroc

Mi corazón: Madrid. Verano barroco de 2007. Amistades peligrosas.

Anatomía de la melancolía. ¿Quiénes sois, mis adorados Marquesa y Vizconde? Fue Laclos el primero en conoceros en los salones de París; luego os dio muerte. Más tarde, Müller os descubrió en la obra de Laclos, y os dio muerte una vez más. Después, os mataron una y otra vez en escenarios y delante de las cámaras, hasta que todas estas muertes os hicieron inmortales. Desde entonces, perduráis en la eternidad. E interpretáis vuestros roles para seguir siendo eternos.
[.] Tras morir en vuestras actuaciones, interpretáis la más real de todas las realidades, porque la vida no es un lugar adecuado para la realidad. Lo que encontramos en la vida es una mera ilusión de la realidad, y solamente existe una ilusión más banal que la ilusión de la realidad: aquélla de la libertad.
La realidad de la libertad se libera solamente en la eternidad. Desde que lo descubristeis, habéis producido incesantemente realidad en vuestro teatro. Finalmente habéis abandonado la ilusión de libertad. Por fin sois libres.
[.] Los dos os limitáis a repetir la misma actuación una y otra vez; pasáis por los mismos lugares, observáis a los mismos espectadores y poco os preocupa la veracidad de la historia. La más clara de todas las verdades siempre aboca a la catástrofe. Así os lo enseñaron durante vuestras vidas.
Las verdades mueren de aburrimiento; en la obra, sin embargo, la muerte lleva muerta mucho tiempo. A más pruebas, más sospechosas. La verdad no necesita testigos. Es un mal espectador porque conoce todo lo que está por venir desde tiempos inmemoriales. La verdad aborrece el teatro porque es su único rival.
Si debemos poner a prueba hasta el límite todas nuestras posibilidades, también deberemos poner a prueba hasta el límite las posibilidades de la autodestrucción. También eso lo habéis aprendido. [.]"

Tomaz Pandur. Coautor y director de Barroco


Representacions

Teatre Principal: 01/10/2008


Logo Culturarts

Plaça Viriato s/n · 1er. pis
46001 València
Tel. 961 20 65 38 · 961 20 65 00
biblioteca_teatre_ivc@gva.es
medina_fer@gva.es